Las ciudades centroamericanas comparten muchas problemáticas en temas como el crecimiento poco planificado, la movilidad, la seguridad y el manejo de residuos, por mencionar sólo algunas. Existe una alta concentración de oportunidades y recursos que genera exclusión de una importante parte de las y los ciudadanos centroamericanos.

Las ciudades se deben diseñar en función de las necesidades de sus habitantes, y las necesidades de las mujeres que habitan las ciudades son particulares en aspectos como la seguridad, el transporte y el diseño de los espacios públicos.

Por la forma en que se diseñan las ciudades, no se reconocen las necesidades de todas las poblaciones, por ejemplo las personas con capacidades diferentes o las personas que se movilizan en otros medios distintos al automóvil. Lo mismo sucede con las mujeres, ya que ellas muy pocas veces participan en el diseño de las ciudades.

Por eso proponemos en esta hackatón que la tecnología contribuya con la disponibilidad de herramientas que apropiarse de los espacios a las mujeres que los habitan. Partimos de la premisa que la forma como se organizan estos espacios no es un tema solo de expertos sino de los ciudadanos y ciudadanas que los habitan. La tecnología puede una herramienta para que en nuestra región centroamericana las ciudades que habitamos sean cada vez más amigables y sostenibles.